Melindros

Los melindros son unos bizcochos pequeños y muy suaves que en Catalunya son muy típicos para mojar en el chocolate a la taza. Cuando paseamos por el Barrio Gótico de Barcelona es difícil resistirse a entrar en una de las granjas centenarias de la calle Petritxol a merendar un suizo (chocolate con nata) con melindros, una tradición que cada vez es más difícil mantener ya que cada día cuesta más encontrar una mesa libre en uno de los puntos mas turísticos de Europa. Supongo que es el peaje que hay que pagar por vivir en esta ciudad tan fantástica.

INGREDIENTES

  • 3 huevos
  • 75 grs de azúcar
  • 75 grs de harina
  • 1 cucharadita de levadura en polvo
  • 50 grs de azúcar glass para espolvorear
  • Sal

Encender el horno a 180

Batir las claras de los huevos a punto de nieve con un pellizco de sal y reservar.

Batir las yemas con el azúcar hasta que clareen.Tamizar la harina con la levadura y añadir a la mezcla con cuidado.

Incorporar a la mezcla anterior las claras a punto de nieve con movimientos suaves y envolventes para evitar que se bajen.

Rellenar con esta mezcla una manga pastelera con una boquilla lisa de 1 cm de ancho.

Forrar una bandeja de horno con papel de hornear y formar tiras de masa de unos 7 cm de largo dejando 5 cm de espació entre ellas. Espolvorearlas con azúcar glass, esperar que se absorba, espolvorear de nuevo y hornear durante 7 minutos o hasta que se empiecen a dorar ligeramente.

Retirar el papel de hornear de la bandeja y dejarlo enfriar. Forrar la bandeja con otra hoja de papel y repetir la operación.

Esperar que los melindros estén fríos antes de retirarlos del papel con una espátula, con cuidado ya que son frágiles. Se encaran de dos en dos.

  1. Ya veréis que ricos y que ligeros, cuando yo era pequeña, en las panaderías y pastelerías solían venderlos pegados al papel, no los retiraban hasta el momento de envolverlos con cuidado en papel manila. Los domingos de invierno por la mañana mi madre nos mandaba a la pasteleria para comprar nata y melindros mientras preparaba un chocolate para desayunar, seguro que al leer esto mis hermanas tendrán un ataque de nostalgia como me ocurre a mí.
  2. También están buenísimos con nata sola o crema catalana.
  3. Son maravillosos para preparar tiramisú, se puede hacer un melindro de la medida de la base del molde.
  4. No recomiendo guardarlos mucho tiempo porque se endurecen, aunque en una lata se pueden conservar un par de días o quizás alguno más.
  5. La receta es del libro Cocinar es fácil de Montserrat Seguí, aunque he adaptado los tiempos de horneado.
  6. Por supuesto llevan gluten.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s